• sábado , 17 noviembre 2018
  • sábado , 17 noviembre 2018

RESOLUCIONES Y CONCLUSIONES DEL PRIMER CONGRESO NACIONAL DEL PARTIDO IZQUIERDA CIUDADANA DE CHILE

  1. PRESENTACION

La Izquierda Ciudadana de Chile nació el 26 de julio de 2012: en un momento histórico, nacional e internacional, caracterizado por la irrupción y proliferación de enormes movimientos de ciudadanas y ciudadanos exigiendo, por medio de la herramienta de la movilización, el respeto a sus derechos. La Izquierda Ciudadana es una herramienta política, entonces, que es uno de los resultados de este proceso, en el caso específico de Chile, y que se puso a disposición de la ciudadanía para contribuir a desarrollar un proceso de transformaciones estructurales en la perspectiva de conquistar un Estado Social de Derechos, en la apropiación del Estado por la ciudadanía para posibilitar su democratización profunda e instalar el interés público en el centro de sus prioridades.

La Izquierda Ciudadana se desarrolló al calor del proceso de constitución de la Nueva Mayoría y de un Programa de Gobierno que expresara las exigencias de la ciudadanía, en particular la demanda de enfrentar la desigualdad existente en la sociedad chilena, bajo la conducción de la Presidenta Michelle Bachelet. En el marco de ese esfuerzo por cambiar profundamente a Chile, nos extendimos social y geográficamente a lo largo y ancho de nuestro territorio nacional. Resultaba imprescindible entonces que diéramos un paso adelante en la construcción democrática de la Izquierda Ciudadana. Para esos efectos se convocó al Primer Congreso Nacional, cuyo evento final se realizó entre el viernes 16 y el domingo 18 de enero de 2015.

En el proceso de debate congresal, desarrollado desde las bases a través de nuestras estructuras territoriales y funcionales, fueron electos 313 delegados y delegados, de los cuales 294 se acreditaron como habilitados para participar en el evento final. Fue un espacio marcado por la participación y la voluntad de construir en forma colectiva una herramienta política democrática y en democratización ininterrumpida, sin perder la unidad y fraternidad como claves éticas de la convivencia partidaria, y con la enorme voluntad de influir en la escena política nacional. En un amplio trabajo de comisiones, se desarrolló un consistente intercambio sobre nuestras concepciones en materia de organización partidaria así como sobre los principios fundamentales y definiciones en el ámbito programático.

Se renovó la conducción nacional del Partido por primera vez en forma democrática. Y se hizo historia, al elegir una Comisión Política de 19 personas con un 40% de mujeres, cinco líderes del pueblo mapuche, representantes del mundo juvenil y de las regiones del Sur y Norte del país.

Frente a la realidad del país y el mundo contemporáneo, la Izquierda Ciudadana pone su mirada política a disposición de Chile y su pueblo, para que sea conocida por todas y todos. Es un punto de referencia y orientación para el desarrollo de una concepción y praxis democrática y emancipadora. Constituye, asimismo, una invitación al diálogo de nuestros militantes, adherentes y amigos.

 

  1. DEFINICIONES SOBRE PRINCIPIOS FUNDAMENTALES

La Izquierda Ciudadana es una plataforma política de empoderamiento ciudadano y popular, y constituye un instrumento de recuperación de nuestra soberanía.

No ha nacido para ser una fuerza testimonial más o menos influyente, sino para que los ciudadanos y ciudadanas recuperemos de un modo efectivo el control democrático sobre nuestras instituciones y nuestros destinos. Resulta imprescindible entonces que se preserven las señas básicas de identidad que nos han traído hasta acá: participación ciudadana, transparencia y control democrático.

La izquierda Ciudadana despliega su vida interna desde el respeto a la diversidad de opiniones, la libertad de todos y todas de emitirlas, la empatía, la comunidad, la solidaridad, la generosidad, buscando prefigurar una forma de sociedad distinta desde las prácticas cotidianas y una nueva forma de convivencia no colonial ni patriarcal.

La Izquierda Ciudadana se pronuncia a favor del “buen vivir”, como patrimonio de los pueblos indígenas que cuestiona la forma de producir la vida basada en necesidades infinitas en un planeta con límites.

La Izquierda Ciudadana se propone construir una nueva democracia, representativa, participativa y comunitaria, en el marco general de una sociedad de amplias libertades y derechos sociales, y vínculos comunitarios. Que estreche la mercantilización sobre materias claves que hoy se encuentran fuera de la deliberación pública.

La Izquierda Ciudadana busca democratizar el poder y el conjunto de las relaciones sociales. Se propone superar toda forma de explotación y dominio.

La Izquierda Ciudadana comprende los territorios locales, regionales, nacionales como espacios de acción política. Por ende, valoriza las experiencias en todas las escalas y otorga herramientas para ello.

Nos manifestamos como internacionalistas y latinoamericanistas, inspirados por los sueños de unidad latinoamericana de Simón Bolívar.

A la Izquierda Ciudadana la inspira el horizonte democrático del socialismo, desde una base laica en la que convergen quienes se inspiran en el pensamiento teórico de Marx y su permanente desarrollo; el humanismo cristiano, la teología de la liberación y todas las espiritualidades libertarias; el feminismo; el ecologismo; y los saberes y las prácticas de la sabiduría de los pueblos originarios.

Nos manifestamos a favor de un Estado social de Derechos, plurinacional, multicultural y comunitario. Asumimos el reto histórico de dejar para siempre en el pasado el Estado colonial y neoliberal.

La Izquierda Ciudadana nació hace dos años, pero es parte de una cadena que articula múltiples experiencias, desde la tradición y la innovación. Reconocemos el valor de la gesta de más de 500 años de resistencia al orden colonial por los pueblos Mapuche, Aymara, Atacameño, Quechua, Diaguita, Colla, Rapa Nui, Kawashkar y Yagan. De este mismo modo, recogemos el legado de los independentistas de Nuestra América, de los proyectos nacional desarrollistas, de la Revolución en Libertad, de la experiencia de la Unidad Popular y el allendismo, de las luchas en contra de la dictadura militar, de “la revolución pingüina” y el despertar de los movimientos sociales desde 2011.

Es momento de transformar Chile y estamos seguros podemos lograrlo.

 

  1. DEFINICIONES SOBRE PROGRAMA Y LINEA POLITICA

Celebramos que en este primer año de gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet, ya sea una realidad la Reforma Tributaria y el fin del sistema binominal, así como esté en avanzado camino una nueva Educación Pública y Gratuita para Chile, y una propuesta de Reforma Laboral, que garantiza derechos de los y las trabajadoras de nuestro país, así como la creación del Ministerio de la Mujer y el Pacto de Unión Civil, entre otros.

El Primer Congreso Nacional de la Izquierda Ciudadana acuerda lo siguiente:

–Reafirmar nuestro respaldo político al Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet y las reformas estructurales que impulsa.  

–Ratificamos nuestro profundo compromiso político con el Programa de Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet y la Nueva Mayoría.

–Frente al escenario del debate constitucional, reafirmamos nuestro compromiso para que el cambio de la Constitución se realice a través de una Asamblea Constituyente.

–Reafirmamos nuestro respaldo al compromiso programático del Gobierno en materia de aborto terapéutico, y expresamos nuestra convicción respecto del derecho a decidir de las mujeres.  

–Proponemos la despenalización del autocultivo de marihuana.

–Expresamos nuestra decisión de contribuir al fortalecimiento del acuerdo político y social expresado en la Nueva Mayoría y hacer los esfuerzos para que éste se proyecte más allá de este gobierno.

–Manifestamos nuestra resolución de trabajar por la justicia ambiental y la equidad territorial como ejes de nuestra acción social. En ese sentido, nos proponemos trabajar por la soberanía alimentaria y el control de las semillas, así como por potenciar la agricultura familiar, los huertos urbanos, las ecoaldeas y ecobarrios.

El Congreso acuerda realizar a mediados del año 2015 un evento nacional donde se precisen y profundicen nuestras definiciones programáticas, ideológicas y en materia de organización. Será diseñado y organizado por una Comisión Nacional que exprese la diversidad que constituye la Izquierda Ciudadana y promueva un proceso participativo del conjunto de militantes y estructuras. Se resuelve que la discusión incluya materias tales como las siguientes:

–Multiculturalidad y plurinacionalidad

–Soberanía alimentaria

–Medio ambiente

–Geografías humanas, poblaciones y territorialidades

–El buen vivir como práctica y horizonte

–Perspectivas de género: agencias y políticas públicas

–Latinoamericanidad y (des) colonialidad

–Derechos a la comunicación e información

–Sociedad de derechos y libertades públicas y privadas

–Descentralización: regionalismo, autonomías y federalismo

–Aborto y derechos reproductivos

–Revisión de la ley de drogas y estupefacientes

El Primer Congreso Nacional de la Izquierda Ciudadana de Chile expresa su valoración de la labor desempeñada por las autoridades de Gobierno que integran sus filas como militantes y, en particular, manifiesta su total respaldo político al Ministro de Bienes Nacionales, Víctor Osorio; a la Subdirectora del SERNAM, Gloria Maira; al Director del Servicio Nacional de la Discapacidad, Mauro Tamayo; y el Gobernador de Talca, Oscar Vega.

Mini URL: Ctrl + C

Articulos Relacionados

Deja un comentario